G.Civil

Antes de iniciar en esta página cualquier otro trabajo, creo que lo más oportuno es colgar este directorio con la cronología de la Guerra Civil, con la finalidad de que se entienda mejor el proceso y las secuencias de las informaciones que irán apareciendo en la misma, ya que estas precisamente no se irán editando cronologicamente, sino que por el contrario lo irán haciendo así como sea necesario que aparezcan las mismas, ya sean por solicitudes en los Foros de la Memoria, o bien por criterio del autor.

Alegoria a la II República

Alegoría a la II República

CRONOLOGÍA GUERRA CIVIL ESPAÑOLA:

1936

17 de julio: sublevación del ejército en Melilla.

  • 18 de julio: la sublevación se extiende al resto del Marruecos español, las islas Canarias y Andalucía.
    • Pamplona (Navarra) asesinado el Comandante de la Guardia Civil, José Rodríguez-Medel Briones, cuando intentaba organizar un grupo de guardias para detener el avance de las tropas de Mola, sus restos mortales permanecen en una fosa común del cementerio de Pamplona [1].
    • Forma gobierno Diego Martínez Barrio
  • 19 de julio: la sublevación se generaliza por todo el territorio peninsular.
    • El general Franco vuela desde Canarias a Tetuán en un avión Dragon Rapide alquilado en Londres por el corresponsal del diario ABC Luís Bolín y toma el mando del ejército de África.
    • Dimite Santiago Casares Quiroga, jefe del gobierno republicano. Se encarga la formación de nuevo gobierno a Diego Martínez Barrio, que ante la falta de apoyos declina el encargo. Forma gobierno José Giral, el cual ordena la entrega de armas al pueblo.
  • 20 de julio: la sublevación se extiende a Albacete, Gijón y Galicia.
    • Comienza el asedio del Alcázar de Toledo (Academia de Infantería).
    • Fracasa el alzamiento militar en Madrid y Barcelona.
    • Muere el General Sanjurjo, que iba a ser Jefe del Estado según los planes de los sublevados, en accidente aéreo al despegar el avión que le llevaba a España desde su exilio en Estoril
  • 21 de julio: los nacionales han adquirido el control de la zona española de Marruecos, las islas Canarias, Baleares (excepto Menorca), la parte de España al Norte de la Sierra de Guadarrama y del río Ebro (excepto Asturias, Cantabria, País Vasco y Cataluña). Entre las grandes ciudades, la sublevación ha triunfado sólo en Sevilla.
  • 22 de julio: el gobierno recupera Guadalajara.
  • 23 de julio: la Junta de Defensa Nacional (gobierno de los rebeldes) se reúne por vez primera en Burgos.
  • 24 de julio: Inicio de la ayuda francesa a la República.
  • 25 de julio: Hitler decide ayudar a Franco
  • 26 de julio: La Junta de Defensa Nacional se instala en Burgos.
  • 27 de julio: Llega a España el primer escuadrón de aviones enviado por Benito Mussolini.
  • 28 de julio: Llegan al bando nacionalista los primeros aviones italianos y alemanes.
    • 28 de julio: conquista de Huelva por los rebeldes.
  • 29 de julio: recuperación de San Sebastián por el Frente Popular.
  • 1 de agosto: Léon Blum propone la no intervención en España.
  • 2 de agosto: comienza el avance rebelde desde Sevilla hacia Madrid.
  • 3 de agosto: Gobierno de Largo Caballero con republicanos, socialista y comunistas
  • 8 de agosto: Francia cierra sus fronteras con España.
  • 11 de agosto: conquista de Mérida.
  • 14 de agosto: con la toma de Badajoz, por fuerzas mandadas por el coronel Yagüe, quedan unidas las dos partes de la zona nacionalista. En los siguientes días se produce una fuerte represión durante la que se ejecuta entre 2000 y 4000 republicanos.
  • 15 de agosto: Franco y Queipo de Llano presiden el izado de la bandera bicolor de la monarquía (roja y gualda) en el balcón del ayuntamiento de Sevilla.
  • 21 de agosto: finalizan los combates en Gijón.
  • 22 de agosto: En el asalto de una turba de “incontrolados” a la Cárcel Modelo de Madrid, tras producirse un incendio en la misma, muere, entre otros muchos, Melquíades Álvarez, jefe del Partido Republicano Liberal Demócrata y decano del Colegio de Abogados de Madrid.
  • 29 de agosto: El General Cabanellas, jefe de la Junta de Burgos, restablece la bandera bicolor, roja y gualda, como bandera de España en la zona controlada por los nacionales.
  • Julio-agosto: “Revolución espontánea” de colectivizaciones de la CNT.
  • 3 de septiembre: Las Tropas Nacionales toman la ciudad de Talavera de la Reina
  • 4 de septiembre: con Largo Caballero llegan los socialistas al gobierno.
  • 5 de septiembre: conquista de Irún, con lo que el frente norte queda aislado.
  • 9 de septiembre: Conferencia de Londres sobre la no intervención en España.
  • 13 de septiembre: ocupación de San Sebastián por los sublevados.
  • 22 de septiembre: las fuerzas rebeldes toman Torrijos antes de iniciar el avance a Toledo.
  • 28 de septiembre: Al ser liberado por las tropas de Franco, finaliza el asedio del Alcázar de Toledo.
  • En septiembre: El KOMINTERN aprueba la creación de las Brigadas internacionales.
  • 4 de noviembre: con los nacionales a las puertas de Madrid, la CNT se une al gobierno Francisco Largo Caballero.
  • 6 de noviembre: se crea la Junta de Defensa de Madrid, dirigida por el general José Miaja Menant, para defender a toda costa la capital.
    • Miaja encarga la organización y planificación de la defensa al entonces comandante de Estado Mayor Vicente Rojo.
    • El gobierno republicano se traslada a Valencia.
  • 7 de noviembre: el Gobierno de la República se traslada a Valencia dándole la capitalidad de la zona Republicana
  • 8 de noviembre: comienza la batalla de Madrid, que duraría hasta el día 23 de noviembre en que, con ambos bandos exhaustos, se estabiliza el frente.
  • 18 de noviembre: reconocimiento por parte del líder nazi alemán Adolf Hitler y del líder fascista Benito Mussolini al gobierno de Franco.
    • El frente de Madrid se estabiliza tras el fracaso de la ofensiva nacionalista.
  • 19 de noviembre: es gravemente herido (en extrañas circunstancias, pero casi seguro por fuego amigo) en el frente de Madrid el líder anarquista Buenaventura Durruti, quien muere al día siguiente.
  • 20 de noviembre: es fusilado en la cárcel de Alicante, donde estaba preso desde antes del levantamiento, José Antonio Primo de Rivera, hijo del dictador Miguel Primo de Rivera y fundador de la Falange.
  • 4 de diciembre: se crean las Brigadas Mixtas.

1937

  • 17 de enero: comienza la batalla para la toma de Málaga. Tres columnas rebeldes convergen sobre la ciudad, procedentes de Sevilla y Granada. El 6 de febrero, las tropas republicanas, mal organizadas, se retiran hacia Almería. Durante varios días, entre 60.000 y 100.000 civiles que huían por la carretera de la costa son duramente hostigados por la artillería de los buques nacionales Almirante Cervera y Canarias.
  • 6 de febrero: comienza la ofensiva nacionalista del Jarama con el objetivo de aislar Madrid. Después de duros combates, entre fuerzas del general Orgaz (nacionalista) y los generales Pozas y Miaja (republicano), no se consigue el objetivo de aislar la Capital, terminando la batalla el 24 de febrero.
  • 8 de febrero: El Cuerpo expedicionario italiano toma Málaga
  • 8 de marzo: da comienzo la batalla de Guadalajara con el objetivo de aislar Madrid. Después de un rápido avance de las tropas nacionales e italianas, se produjo un contraataque de los republicanos, auxiliados por tanques y aviones rusos, en el que los italianos sufrieron, en la zona de Brihuega, un serio descalabro. Terminó el día 18 de marzo sin conseguirse el objetivo.
  • 31 de marzo: se inicia la ofensiva de los nacionales, dirigidos por el general Mola, para la toma de Bilbao, defendida por fuerzas al mando del general Llano de la Encomienda. Tras la muerte, el 3 de junio, en accidente aéreo del general Mola toma el mando de las tropas nacionales el general Fidel Dávila.
  • 3-8 de mayo: insurrección obrera en Barcelona a causa del enfrentamiento del POUM (comunistas anti-estalinistas) y la CNT (anarquistas) por un lado y el PSUC (estalinistas) y la Guardia de Asalto por otro, con la connivencia del gobierno de Companys, tras la disolución de milicias y la toma de la Telefónica por parte de las fuerzas gubernamentales. Tras la revuelta las fuerzas anarquistas y del POUM son exterminadas por los estalinistas.
  • 17 de mayo: caída del gobierno de Largo Caballero. El doctor Juan Negrín, también socialista, pero más próximo al PCE y los asesores soviéticos, es designado jefe de gobierno.
  • 31 de mayo: la escuadra alemana bombardea Almería como represalia del ataque de la aviación española al acorazado nazi Deutschland.
  • 3 de junio: Muere el general Mola en accidente aéreo. Franco queda como líder indiscutible al haber muerto al principio de la guerra el general Sanjurjo
  • 16 de junio: El POUM (comunista anti-estalinista) es declarado fuera de la ley en la zona republicana, su diario “La Batalla” clausurado y sus dirigentes arrestados.
  • 17 de junio: el acorazado Jaime I, uno de los mejores buques de la escuadra española, se hunde, tras una explosión, en la base naval de Cartagena y mueren más de 300 marineros.
  • 19 de junio: toma de Bilbao por los rebeldes, una vez producido el derrumbe del sistema defensivo llamado “Cinturón de Hierro”. Los gudaris nacionalistas vascos evitan la destrucción de la industria de Bilbao prevista por las tropas socialistas y comunistas.

  • 21 de junio: el dirigente comunista, del sector anti-estalinista, Andreu Nin, secretario general del POUM, es asesinado por agentes soviéticos.
  • 1 de julio: Carta Colectiva de los Obispos Españoles a los de todo el mundo. Por esta epístola, firmada por todos los Obispos españoles menos 2, la iglesia da el definitivo espaldarazo al bando franquista confiriendo a la guerra el carácter de Cruzada y declarándola “teológicamente justificada”.
  • 6 de julio: comienza la batalla de Brunete. Con objeto de disminuir la presión de los nacionales sobre Madrid, el general Miaja ordena una ofensiva, planificada por los coroneles de E. M. Rojo y Matallana y conducida por los generales Juan Modesto y Enrique Jurado hacia la zona de Brunete, que es tomado, produciéndose una penetración de unos ocho kilómetros en la línea del frente. No obstante, se produce un contraataque dirigido por el general Varela. Al término de la batalla, el 26 de julio, las tropas republicanas han sido obligadas a retroceder casi al punto inicial.
  • En agosto unidades militares comunistas acaban con la colectivización anarquista de las tierras en Aragón.
  • 26 de agosto: las tropas rebeldes entran en Santander.
  • 20 de octubre: Gijón es capturada por los rebeldes, poniendo fin al frente norte.
  • 30 de noviembre: el gobierno republicano se traslada de Valencia a Barcelona.

1938

  • 8 de enero: tropas republicanas mandadas por los generales Hernández Sarabia y Leopoldo Menéndez toman la ciudad de Teruel tras rendirse el coronel Rey d’Harcourt, al no llegar a tiempo, debido al crudo invierno, las tropas enviadas por Franco al mando de los generales Varela y Aranda.
  • 20 de febrero: las tropas republicanas que ocupan Teruel son obligadas a retirarse por la carretera de Valencia ante la presión de tropas marroquíes mandadas por el general Yagüe. La batalla de Teruel ha terminado.
  • 6 de marzo: Resultó hundido el crucero Baleares, con la desaparición del contralmirante Manuel Vierna Belando, y 786 hombres de la dotación.
  • 13 de marzo: Francia vuelve a abrir sus fronteras al tránsito de armas para la República.
  • 5 de abril: Indalecio Prieto dimite como Ministro de Defensa sin haber podido contener la influencia comunista y soviética en el ejército.
  • 15 de abril: los nacionales llegan al Mediterráneo por Vinaroz y dividen en dos la zona republicana.
  • 25 de mayo: Alicante sufre su peor bombardeo aéreo de toda la guerra cuando la aviación fascista descargó 90 bombas que mataron a 313 personas.
  • En junio, Francia vuelve a cerrar sus fronteras con la España republicana.
  • 24 de julio: comienza la batalla del Ebro, con el objetivo de distraer fuerzas del ataque nacionalista a Valencia y a la vez disminuir la presión sobre Cataluña. Inicialmente las tropas republicanas, mandadas por el general Modesto, consiguen un éxito considerable, pero el superior poder aéreo de los nacionales ralentiza el ataque republicano y tras duros combates, finalmente, un masivo ataque, lanzado el 30 de octubre, fuerza a las tropas republicanas a volver a cruzar el Ebro, finalizando la batalla el 16 de noviembre.
  • 21 de septiembre: el presidente del gobierno republicano Doctor Negrín, anuncia en una alocución a la Sociedad de Naciones, en Ginebra, la retirada del frente de combate de las Brigadas internacionales, en la espera de un gesto recíproco de las tropas italianas y alemanas que luchaban en el bando nacionalista.
  • 15 de noviembre: retirada del ejército republicano del frente del Ebro.
  • 23 de diciembre: comienza la Batalla por Barcelona. Seis ejércitos nacionales se lanzan sobre Cataluña en un frente que va desde los Pirineos hasta el sur del Ebro. Toman Borjas Blancas, rodean Tarragona y llegan a las cercanías de Barcelona. El gobierno que estaba en Barcelona se retira a Gerona aunque las tropas que defienden Barcelona mantienen su resistencia.

1939

  • 15 de enero : Francia vuelve a autorizar el tránsito de armas hacia la república española
  • 24 de enero: por decreto núm. 12, se declara el estado de guerra en el territorio de la Republica
  • 26 de enero: Barcelona cae en poder de los rebeldes nacionales. 450.000 refugiados españoles huyen a Francia, donde son internados en campos.
  • 5 de febrero: Cae Gerona en mano de los fascistas, con lo que acaba la ocupación de Cataluña. El ejército republicano en Cataluña esta prácticamente desintegrado.
  • 27 de febrero Francia y el Reino Unido reconocen al régimen de Franco.
  • 28 de febrero: Manuel Azaña dimite como presidente de la República.
  • 4-12 de marzo: golpe anticomunista del coronel Segismundo Casado. En las calles de Madrid estalla una guerra civil dentro de la guerra civil. El Consejo de Defensa Nacional, dirigido por el coronel Casado, trata de negociar con Franco sin resultados. El gobierno republicano sale para el exilio en Francia
  • 6 de marzo: Tras la sublevación de Casado, el presidente Juan Negrín y los principales dirigentes comunistas que se encontraban en Madrid tienen que huir, ante el riesgo de ser ejecutados.
  • 26 de marzo: se inicia la rendición de ejército republicano.
  • 28 de marzo: desintegración de los ejércitos republicanos. Los nacionales toman Madrid.
  • 29 de marzo: caen Cuenca, Albacete, Ciudad Real, Jaén y Almería.
  • 30 de marzo: caen Valencia y Alicante.
  • 31 de marzo: cae Murcia, última capital de provincia en ser ocupada.[1]
  • 1 de abril: Durante la madrugada, las tropas franquistas terminan con la última resistencia republicana en los muelles de Alicante.[2] Franco anuncia que ha terminado la guerra: “no ha llegado la paz, sino la victoria”. Comienzo de la Dictadura de Franco (hasta 1975)
Manuscrito original del puño y letra de F.Franco

Manuscrito original del puño y letra de F.Franco

Manuscrito: En el día de hoy, cautivo y desarmado el ejército rojo, han alcanzado las tropas nacionales los últimos objetivos militares. la guerra ha terminado. Fdo. El Generalísimo.

(Enlace para oír el último parte de guerra y discurso de F.Franco):

www.generalisimofranco.com

Franco preside su primer consejo de Ministros

Franco preside su primer consejo de Ministros

ANEXO II:  Datos de SBHAC (Memoria republicana)

Episodio: La composición del ejécito republicano el 18 de julio de 1936

Fuerzas militares el 18 de julio de 1936.

El ejército de 1936 estaba organizado en ocho divisiones administrativas (Divisiones Orgánicas) y dos Comandancias militares. Las unidades estaban distribuidas dentro de las divisiones. La estructura de la división consistía en dos brigadas de Infantería, con dos regimientos cada. Contaba además con dos regimientos de artillería, un batallón de zapadores y unidades auxiliares, y algunas disponían de regimientos de caballería. El total de las fuerzas sobre el papel era:

Personal en plantilla según Salas:
Empleo Ejercito, Colonias Y Aviación Fuerzas de Orden Público Total
Generales 96 8 104
Jefes y Oficiales 11.668 2.642 14.310
Suboficiales 9.373 3.785 13.158
Tropa 148.682 60.865 209.547
Total 169.819 67.300 237.119

Organismos y Unidades

Ministerio de la Guerra

Estado Mayor central
  • 40 Regimientos de infantería. (1723)

  • 8 Batallones de montaña. (5-3)

  • 4 Batallones de ametralladoras. (31)

  • 1 Batallón ciclista. (10)

  • 10 Regimientos de Caballería. (37)

  • 1 Grupo de artillería autopropulsado.

  • 16 Regimientos ligeros de artillería (610)

  • 4 Regimientos pesados de artillería. (22)

  • Unidades de artillería de montaña, costa y DCA. (11, 22 y 1-1)

  • 1 Regimiento más ocho batallones de zapadores. (10 y 62)

  • 1 Regimiento de transmisiones.(01)

  • 2 Regimientos de carros. (11)

  • Ejército de África (24.741 hombres disponibles)

Inspecciones Generales, 1ª, 2ª y 3ª
8 Divisiones Orgánicas

Madrid

Sevilla

Valencia

Barcelona

Zaragoza

Burgos

Valladolid

La Coruña

Comandancia militar Baleares
Comandancia militar Canarias
División de Caballería (CG Madrid)
Ejército de África (CG Tetuán)
Dirección General de Aeronáutica
Inspección General de la Guardia Civil
Inspección General de Carabineros

Balance teórico de efectivos de Tierra y Seguridad al 18 de julio:.

Efectivos por zonas (2)

República Rebeldes
Efectivos disponibles

27.135

30.487

Total todas las Armas

34.280

31.860

Soldados de permiso

11.908

13.166

Total efectivos

46.188

44.026

Efectivos de las cuatro Armas

Infantería 14.595 18.181
Artilléria 7.064 7.543
Caballería 1.213 2.756
Ingenieros 3.996 1.759

Aviación

Pilotos 200 300

Fuerzas de orden público (2)

Comandancias República Rebeldes
Guardia Civil 108 109
Carabineros 54 55
Grupos Guardia de Asalto 10 7

Detalle individuos.

Guardia Civil 14.746 15.254
Carabineros 7.975 6.525
Guardia Asalto s/d s/d

Balance aproximado de materiales al producirse la rebelión militar.

Material Gobierno Rebeldes
Armas largas 275.000 350.000
Ametralladoras 628 1.678
Morteros 40% 60%
Artillería campaña (piezas) 409 631
Artillería anticuada 171 70
Artillería en fabricación 196 0
Aviación Naval + Hidros 22 7
Aviación – aparatos 233 124
Acorazados 1 1
Cruceros pesados 0 2
Cruceros 3 1
Destructores modernos 9 0
Destructores antiguos 2 1
Submarinos 12 0
Cañoneros 1 4
Torpederos 8 3
Guardacostas 4 5

División de las fuerzas militares en julio de 1936 según Salas Larrazábal
Fuerzas de: Republica Rebeldes Total
Tierra 58.249 59.136 117.385
Aire 3.200 2.107 5.307
Marina 12.990 6.996 19.986
Orden Público 42.062 24.477 67.300
Ejercito África 47.127 47.127
Total 116.501 140.604 257.105

Este último cuadro de Salas hay que tomárselo con prevención, para empezar proviene de su libro “Los datos exactos de la guerra civil”, una pretensión, ya en el título, un tanto simplista, como poco.  En la zona republicana ni por asomo estas fuerzas existían y menos como fuerzas organizadas. Pudiera ser que las plantillas teóricas de las unidades que quedaron en zona republicana tuvieran esos efectivos. Para empezar, gran parte de la tropa disfrutaba de permisos de verano, muchas unidades fueron disueltas y las que no, estaban mayoritariamente sin sus jefes ni oficiales naturales y en franco proceso bien de desorganización, bien de integración en columnas milicianas. Otro caso eran las fuerzas de orden público que sí conservaron sus efectivos y mandos (aunque con continuas defecciones según la guerra avanzaba). Por tanto, el cuadro sólo es un indicativo, a nuestro parecer, de las plantillas teóricas de las unidades en zona republicana. Caso contrario de la zona rebelde, dónde, seguramente, sí eran ciertas, incluyendo los permisos, cuyos beneficiarios se incorporaron a golpe de bando militar. Por ello, en cuanto a lo que concierne a la República, este cuadro es una mera curiosidad estadística.

TERCER ANEXO:

HISTORIAS DE LA GUERRA CIVIL

Reportaje de Gloria Plajuelo:

img080512202109

Existen muchos mitos en relación a los sucesos acaecidos en la plaza de toros de Badajoz. Mitos que lo son porque el ejército franquista se encargó en su momento de propiciar estas leyendas para tapar la masacre que allí sucedió.

Francisco Espinosa, investigador extremeño, en su libro “La columna de la muerte”, admite con toda seguridad que los hechos sucedidos en la plaza de toros de Badajoz son reales “aunque no se sabe aún con certeza el número de víctimas que murieron durante la toma de esta ciudad en el mes de agosto de 1936. Pero lo que sí se sabe con seguridad, aunque muchos quieran ocultarlo, es que por todo el ruedo de esta plaza había montones de cadáveres, que habían sido ametrallados”.

img080513094117

Otro historiador pacense, Francisco Pilo, en su trabajo “La represión en Badajoz” señala que la masacre de Badajoz fue ocultada por los nacionales mediante la invención de otro mito, al que denominaron “terror rojo”. Esta denominación se refiere a “lo que hicieron los republicanos a los presos nacionales durante la ocupación de Extremadura.Según éstos, prosigue Francisco Pilo, “los rojos comenzaron a matar a todos los que eran de derecha. Sin embargo, esto es sólo un mito, aunque tiene algo de cierto. Lo que sí se ha confirmado es que en Burguillos del Cerro se simuló con los presos nacionales fusilamientos en fosas abiertas en el cementerio, con el propósito de que respondieran al interrogatorio. Los presos fueron obligados también a barrer, a fregar, a transportar estiércol, a cantar La Internacional con acompañamiento de órgano… Pero en ningún momento se produjeron fusilamientos en masa”.

Sea como fuere, lo cierto es que la mayor fuente de información se encuentra en los periodistas extranjeros, quienes enviaron a sus respectivos medios todo aquello que fue sucediendo en España.

La versión de los medios extranjeros

img080512202134

Por eso, en más de una ocasión, será necesario remitir a los artículos que estos periodistas escribieron. El que con más claridad explicó la matanza de Badajoz fue Mario Neves, periodista portugués, que escribió: “La justicia militar prosigue con inflexible rigor. Desde ayer centenares de personas han perdido la vida en la capital extremeña. Y no ha habido tiempo para darles sepultura. En este país se nota ahora una atmósfera de desconfianza”.”Se afirmaba en Elvas, ayer, que la Plaza de Toros ha sido transformada ahora en prisión, y que están teniendo lugar numerosos fusilamientos. Después de algunas dificultades, conseguimos entrar en la arena. Algunas decenas de presos aguardan que les den destino. Pero la plaza no tiene aspecto diferente del que observamos ayer, lo que nos hace suponer que el rumor no tiene fundamento”.

“En el patio próximo a las caballerías (del cuartel de la Bomba) se ven muchos cadáveres causados por la inflexible justicia militar. Pasamos luego por el foso de la ciudad que está con montones de cadáveres: son los fusilados de esta mañana”.

“En las calles principales ya no se ven hoy, como se vieron ayer, a primeras horas de la mañana, cadáveres insepultos. Nos afirman varias personas que nos acompañan que los legionarios del Tercio v los marroquíes «regulares» encargados de ejecutar las decisiones militares deseaban conservar durante algunas horas los cadáveres en exposición, en tal o cual punto, para que el ejemplo produzca sus efectos”.

img080512202206

Estos fragmentos corresponden a un artículo escrito por el periodista portugués Mario Neves. Salió publicado en el Diario de Lisboa el domingo 16 de agosto de 1936. Sin embargo, más tarde este periódico tuvo que censurar el texto debido a la presión que ejerció el Gobierno de Portugal, el cual fue favorable al alzamiento y participó activamente en la Guerra Civil española.Pero Mario Neves no fue el único periodista extranjero que escribió sobre este conflicto. Medios llegados de todos los rincones del mundo enviaron los últimos acontecimientos a su agencia central. En muchos casos, estas informaciones parecían sacadas de un cuento de hadas.

Pero el Diario de Lisboa no fue el único medio extranjero que habló de estos acontecimientos. También estuvo Le Populaire, que el domingo 16 de agosto incluyó en sus páginas un artículo titulado “Los fascistas asesinan a la población de Badajoz”.

En este texto se pudieron leer datos como éstos: “La sangre corre por las aceras. Los legionarios y los moros continúan ejecutando en masa. Barrios enteros están en llamas y el número de víctimas, mujeres, niños y ancianos es innumerable. En los pueblos de los alrededores las tropas han pasado por las armas a todos los que eran fieles al Gobierno. Están teniendo lugar ejecuciones en masa. Los cadáveres cubren el suelo. En la plaza del Ayuntamiento yacen los partidarios del Gobierno que fueron ejecutados contra el muro de la catedral. La sangre corre por las aceras. Por todas partes se encuentran charcos coagulados”.

Lo que fue y se ocultó

img080512203108

Es cierto que aún queda mucho por salir a la luz. Y es que los corresponsales de la prensa extranjera se hicieron eco de las matanzas en esta ciudad, pero algunos fueron detenidos y a otros les confiscaron todo su material informativo, con lo que muchos de estos valiosos reportajes desaparecieron para siempre o, en el mejor de los casos, permanecen todavía ocultos en algún baúl familiar.Como dice Justo Vila en su libro “Extremadura: la Guerra Civil”: “las matanzas de Badajoz es una vieja historia, una de esas malditas manchas de verdad que los culpables, de un signo u otro, tapan pero de la que nunca se podrán desprender. Una dolorosa realidad que nadie, ni tan siquiera las mismas víctimas, quieren recordar”.

Como se puede apreciar, fueron muchas las personas que hablaron sobre los sucesos ocurridos en la plaza de toros de Badajoz. Por lo tanto, ¿cómo puede ser un mito algo de lo que tantos han hablado? Un mito siempre tiene una base de realidad, es decir, nace de la existencia de algo. Y esto es justamente lo que ocurre con la matanza de Badajoz.

Cuestión de cifras

img080512202234

Pero, ¿cuántos muertos hubo en esta ciudad? Este es un aspecto en el que hasta el momento no ha habido ningún acuerdo. Por ejemplo, Hugo Thomas, que estudió el caso 23 años después, cree que la cifra de víctimas ronda los doscientos. César M. Lorenzo, en cambio, dice que hubo aproximadamente mil quinientas ejecuciones. Manuel Muñón de Lara avanza la cifra de mil doscientos.
Otro historiador, Ricardo Sanz, menciona a más de tres mil antifascistas ejecutados. James Cleugh, que simpatizaba con los rebeldes, dijo en su momento que hubo dos mil muertos.
Sin embargo, hay una cifra que es la que aparece con más frecuencia en los periódicos extranjeros, y es la de mil quinientas personas asesinadas. Así, el martes 18 de agosto, Le Populaire publicó la siguiente noticia: “El número de personas ejecutadas sobrepasa ya los mil quinientos. Durante toda la tarde de ayer y toda la mañana de hoy continúan las ejecuciones en masa en Badajoz. Se estima que el número de personas ejecutadas sobrepasa ya los mil quinientos. Entre las víctimas excepcionales figuran varios oficiales que defendieron la ciudad contra la entrada de los rebeldes: el coronel Cantero, el comandante Alonso, el capitán Almendro, el teniente Vega y un cierto número de suboficiales y soldados. Al mismo tiempo, y por decenas, han sido fusilados los civiles cerca de las arenas”.

Declaraciones en primera persona

img080512204313

Pero el dato más revelador lo tiene el autor de las matanzas, Yagüe. Éste afirmó en dos ocasiones ser quien realizó toda aquella masacre. La primera, el teniente coronel Yagüe, comandante jefe de las tropas que operaron en el sector de Badajoz, declaró satisfecho al representante de Le Temps, Jacques Berthet, lo siguiente: “Es una espléndida victoria. Antes de avanzar de nuevo, y ayudado por los falangistas, vamos a acabar de limpiar Extremadura”.
La segunda fue cuando el periodista John T. Whitaker le preguntó si era verdad que habían sido asesinados varios miles de personas. A esto, el teniente coronel Yagüe respondió sonriendo: “Naturalmente que los hemos matado. ¿Qué suponía usted? ¿Iba a llevar cuatro mil prisioneros rojos con mi columna, teniendo que avanzar a contra reloj? ¿O iba a dejarlos en mi retaguardia para que Badajoz fuera rojo otra vez?”

A pesar de que se intentó ocultar toda aquella información que relatara y afirmara los hechos de Badajoz, siguen militando textos a favor de la existencia de las ejecuciones. Está el artículo de Jay Allen (periodista del Chicago Tribune), lo que escrbió John T. Whitaker (del New York Herald Tribune), lo que publicó Arthur Koestler (que estudió el caso), la investigación que hizo Hugo Thomas 23 años después y la investigación de Rafael Tenorio cuarenta años más tarde.

ANEXO IV:

A solicitud de Teresa Martí i Seró  a través del foro de la ARMH pidiendo información y  en  MEMORIA de todos los que formaron parte de esta leva, a los que quedan vivos SALUDOS, a los que se fueron HONOR y RECUERDO de los que seguimos la historia e intentamos recuperala en su nombre. Os dejo este pequeño monográfico de la “Quinta del Biberón” con un artículo anexo de la Memòria de Catalunya:

LA QUINTA DEL BIBERÓN:

Jóvenes miembros de la Leva del Biberón

Jóvenes miembros de la Leva del Biberón

*****

La Quinta del Biberón fue la denominación que se dio a los jóvenes que fueron reclutados como quintos durante la Guerra Civil a mediados de 1938. La mayoría, nacidos en 1919 y 1920, eso quiere decir que muchos no llegaban a los 18 años aunque estaban a punto de cumplirlos, de ahí su sobrenombre. Con respecto a este punto ha habido mucha controversia al afirmarse que incluso pudo haber componentes de hasta 16 años. Se encuadraron en el Ejercito del Ebro (Cuerpos de Ejército V de Enrique Líster, XV de Manuel Tagüeña y XII de ) y participaron en la Batalla del Ebro, durante la cual murieron la mayor parte de los componentes, de ahí que los supervivientes fueran tratados como héroes, aunque la mayoría acabó en el exilio tras el fin de la guerra. Más información en “La quinta del biberó. Els anys perduts” de Enma Aixalà.

Cuerpos en los que se encuadró la Quinta del Biberón:

Cuerpo V (Enrique Líster): Formado por: Divisiones 11ª, 45ª y 46ª

División 11, Brigadas Mixtas , y 100ª

División 46, Brigadas Mixtas 10ª, 37ª y 101ª

División 45, Brigadas Mixtas 12ª, 14ª y 139ª

Cuerpo XV (Manuel Tagüeña): Formado por: Divisiones 3ª y 34

División 3, Brigadas Mixtas 31ª, 14ª y 139ª

División 34, Brigadas Mixtas 11ª, 13ª y 15ª

Cuerpo XII (Etelvino Vega): Formado por: Brigada 2ª de Caballería y fuerzas del Ejército del Este (divisiones 27, 60 y 43).

Cota 705 Monumento a la Quinta del Biberón

Cota 705 Monumento a la Quinta del Biberón

Emotivo homenaje en el 66 aniversario de la Batalla del Ebre
V. M. (Diari Tarragona)

(Fuente del artículo extraída de Memoria de Catalunya) www.memoriacatalunya.org/noticies/not430.htm

Coincidiendo con el 66¼ aniversario del comienzo de la Batalla del Ebre, la cota 705 de la sierra de Pàndols (uno de los escenarios más sangrientos de la guerra civil) acogió el homenaje a los supervivientes de la llamada Quinta del Biberón. Estuvieron presentes en la cita unas 200 personas, llegadas de distintos puntos de la provincia de Tarragona, que también tuvieron un sentido recuerdo para los que fallecieron en el crudo episodio del conflicto bélico español. En torno al Monument per la Pau, símbolo de la convivencia y de la hermandad, los protagonistas de la jornada participaron en una misa y rememoraron, un año más, una época difícil que no se les ha borrado de la memoria a pesar del paso del tiempo.

Los componentes de la Quinta del Biberón fueron llamados a filas en 1938, y lucharon en los frentes del Ebre y del Segre, con tan sólo 17 años. Muchos de ellos hallaron la muerte en combate y otros quedaron marcados para el resto de sus vidas, como explica el presidente de la Agrupació de la Lleva del Biberó en la provincia de Tarragona, Pere Godall. «Lo que sucedió durante aquellos meses no se olvidará mientras vivamos, por eso queremos celebrar este día entorno a un monumento que simboliza la paz y que está dedicado a todos los que murieron, tanto de un bando como de otro. También es una forma de homenajear a los que pudimos salir vivos».

El mismo Godall nos relata su dura experiencia, aunque apunta que «a pesar de las complicaciones con las que nos encontramos, yo siempre pensé que me salvaría, porque un año antes, en un bombardeo sobre Tarragona, perdí a gran parte de mi familia, y sólo me quedaron mis hermanos y mi madre», recuerda. Este ex director de banco y músico explica que «cuando se produjo la retirada de Mequinenza, los días 14 y 15 de agosto, iba a cruzar una pasarela, pero me encontré con un herido en una camilla que obstruía el paso, y tuve que meterme en el río sin saber nadar. Sólo cinco minutos más tarde, el lugar fue atacado por un mortero. Cuando tienes que vivir situaciones tan terribles, te haces fuerte , porque ves morir a amigos con frecuencia».

Al igual que Pere, otros supervivientes de la Batalla del Ebre se acercaron hasta la cota 705, acompañados de familiares y amigos, que quisieron compartir con ellos una jornada tan especial, en la que se celebró una misa y una ofrenda floral, entorno al Monument per la Pau (inaugurado el año 1989), en memoria de los que lucharon y murieron en esta cruel batalla. En total fueron unas 200 personas las que se acercaron hasta un sitio, que fue un auténtico infierno para muchos de los combatientes.

Memoria prodigiosa
La quinta del Biberón tuvo que lamentar un gran número de bajas, y eso contribuyó a que los que lograron salir con vida fueran considerados prácticamente como héroes. Han pasado ya 66 años de la Batalla del Ebre, y los chavales de entonces, son hoy personas octogenarias, que siguen manteniendo intactos en la memoria episodios, fechas y anécdotas.

Un claro ejemplo es Isidre Castells, nacido en Montoliu de Cervera pero casado desde hace casi 60 años en Santa Coloma de Queralt. «Cuando llamaron a filas a nuestra quinta, recuerdo que pasaron varios días hasta que vinimos a Móra d«Ebre, y de allí nos fuimos a Benissanet y dimos el salto a la Serra de Cavall. Pasamos por muchos momentos de apuro, pero se me viene a la cabeza un día, en el que estaba con tres compañeros y nos explosionó una bomba a muy pocos metros; la reacción fue abrazarnos y, milagrosamente, pudimos salir sin ninguna herida». No pasó por tantas peripecias como él Pere Jaume Álvarez, vecino de Corbera d«Ebre. «Sólo estuve una tres semanas en la Batalla del Ebre, y luego me hicieron prisionero y me trasladaron a un campo de concentración en León, en el que estuve durante tres meses. Fue una experiencia muy fuerte para mi y para toda mi familia». También quedó impresionado por la magnitud de los hechos Lluís Perera, de Vila-seca. «Primero estuvimos en la zona de Mequ

inenza, y fue precisamente allí donde me hirieron. Todavía hoy tengo restos de metralla en mi cabeza». Afortunadamente, Lluís pudo recuperarse satisfactoriamente, aunque a finales de noviembre de aquel año enfermó, y «tuve que pasarme bastante tiempo internado en distintos hospitales. La verdad es que padecimos mucho», apunta este jubilado de 84 años.

Final de la jornada con exhibición
La emotiva jornada de homenaje a los componentes de la quinta del Biberón terminó, por cuarto año consecutivo, con una exhibición del avión F18, perteneciente al ala 15 de la Base Aérea de Zaragoza, dedicada a los caídos y participantes en la Batalla del Ebre, así como a todos los presentes en el acto. Después de este broche de oro, los «biberones» volvieron a sus lugares de origen.

Antoni Quintana - Pte. Asociación Quinta del Biberón 41

Antoni Quintana - Pte. Asociación Quinta del Biberón 41

NUEVO MONOGRÁFICO SOBRE LA GUERRA CIVIL EN CATALUÑA:

Os dejo el enlace de del monográfico del profesor e historiador Eladi Romero García sobre la Guerra Cívil en la zona de Cataluña. Es muy  interesante. Echádle un vistazo:

www.raco.cat/index.php/Ebre/article/viewPDFInterstitial/39454/39328

Discurso del dictador:

DISCURSO DE FRANCO: “EN ESPAÑA AMANECE”:

Ponéis en mis manos a España. Mi mano será firme, mi pulso no temblará y yo procuraré alzar a España al puesto que le corresponde conforme a su Historia y que ocupó en épocas pretéritas.

Una revolución nacional ha cambiado la fisonomía de nuestro país, y en la España Nacional se ha establecido un régimen nuevo, que se basa en principios tradicionales y patrióticos, que son nervio de nuestra Historia, así como en los puros principios del derecho, y hay una garantía efectiva para la sociedad y para las relaciones internacionales de todo orden, reinando con una autoridad efectiva la tranquilidad y el bienestar. En la España roja nada queda de la legalidad pretendida; los extranjeros mandan los ejércitos, la anarquía reina en sus campos y ciudades, ninguna de las leyes fundamentales de la nación está en vigor: no se respeta ni la religión, ni la familia, ni la propiedad, y las organizaciones anarquistas y marxistas asaltan, roban, matan muchas veces con la complicidad del Gobierno.

Como el caballo de Atila, el bolchevismo seca la hierba, y las ciudades sólo son ruinas, cobardemente calcinadas, y los campos son razzia y abandono. Pero nosotros sabremos reedificarlo todo. Si invocamos las grandezas de la España imperial, es porque nos mueven con sus ideales sus empeños de salvación y fundación.

Juventudes

Sois la más fiel expresión de la hidalguía española. Vosotros que no tenéis taras políticas, que estáis totalmente limpios de los pecados que llevaron a España a la situación caótica que sufrimos, seréis los verdaderos regeneradores de la Patria. Vosotros devolveréis a España su grandeza. Por eso, con toda la fuerza de mis pulmones grito con vosotros: ¡Arriba España!

No queremos una España vieja y maleada. Queremos un Estado donde la pura tradición y substancia de aquel pasado ideal español, se encuadre en las formas nuevas, vigorosas y heroicas que las juventudes de hoy y de mañana aportan en este amanecer imperial de nuestro pueblo.

Se recogerán los anhelos de la juventud española, y asistidos por la organización de la Falange Española Tradicionalista y de las J. O. N. S., corresponderemos a los sacrificios de todos, formando la España unida, grande y libre que llevamos en nuestros corazones.

Reconstrucción

Ley de la Historia es que no puede realizarse ninguna empresa de cultura sin que se adelante la proeza de las armas. Pero a esta ley genérica, España ha sabido darle un matiz de característica hermosura, pues nuestros adelantados no han dejado nunca interponer distancia de tiempo entre el triunfo de la guerra y el orden del trabajo en la paz.

Cuando con su Ejército vencedor de la fatiga llega Garay al Río de la Plata, desnuda en el aire la espada y planta luego un árbol en la ganada tierra para que a la sombra de las armas florezcan la primavera y la justicia. Movido por idénticos afanes, al ver que aquí, en el solar de origen, se destruía todo lo que fundaron con esfuerzo nuestros mayores y con la material destrucción de las ciudades la ley civil quedaba hollada por los suelos y todo era desorden y anarquía, el Ejército Español, sacando heroicos arrestos, desnudó su espada, y ya antes de que concluya esta guerra, al apurar las últimas etapas del triunfo, hemos plantado el árbol de la justicia para el pueblo; para un pueblo que, pese a las costosas necesidades bélicas, sin el oro robado y dilapidado por el enemigo, tiene abundancia de pan y exactitud de justicia, porque el Estado en armas vela por él.

Mientras en el frente los soldados luchan y avanzan, en la retaguardia el obrero trabaja, el orden impera, la justicia actúa, la cultura se extiende y la producción, el comercio y la industria se desenvuelven y prosperan. El comercio exterior prosigue, nuestra moneda conserva su crédito, y el índice de la vida no ha sufrido la menor alteración.

España se organiza dentro de un amplio concepto totalitario mediante aquellas instituciones nacionales que aseguren su totalidad, su unidad y continuidad. La implantación de los más severos principios de autoridad que implica este Movimiento no tiene justificación en el carácter militar, sino en la necesidad de un regular funcionamiento de las complejas energías de la Patria.

En la España Nacional vamos a poner en práctica esa política de redención, de justicia, de engrandecimiento que años y años de los más diversos programas vinieron prometiendo, sin cumplir jamás sus promesas; las masas españolas que se rindieron a los fáciles halagos del extremismo izquierdista, del socialismo y del comunismo para acabar explotados y engañados, verán con meridiana luz que es aquí, en la España Nacional, en nuestro régimen, en nuestro sistema, dónde la aplicación de los principios y de las normas auténticamente justos van a tener amplia realización. Yo quiero que mi política tenga el profundo carácter popular que ha tenido siempre en la Historia de la política de la Gran España. Nuestra obra –la mía y la de mi Gobierno- estará orientada hacia una constante preocupación por las clases populares, por esas que se han llamado “clases bajas”, así como por la tristeza de la clase media. La victoria tiene que abrir a todos los españoles una posibilidad de bienestar mayor y de satisfacción más verdadera. Estamos batiéndonos por el pueblo de España; esto no es solamente una frase, sino un propósito que llevo desde el primer día de lucha en el corazón.

Año 1.936

*****

*****

Brigadas Internacionales

Brigadas Internacionales

LAS BRIGADAS INTERNACIONALES EN LA GUERRA CÍVIL:

XI BRIGADA
1 er Batallon Edgar Andre -alemanes
2 bon Commune de Paris – Francos-Belgas trasladado posteriormente a la XIV
3 Bon Dabrowski – polacos, hungaros y yusgoslavos trasladados posteriormente a XII, XIii y 150

XII BRIGADA
1 BON Thaelmann – Alemanes trasladado posteriormente al XI
2 Bon Garibaldi – Italianos
3 Bon Andre Marty Franco -Belgas Trasladado posteriormente a la 150 XII y XIV

XIII BRIGADA

1 Bon Louise Michel Franco-Belgas trasladado posteriormente a la XIV
2 Bon Chapiaev – Balcanicos trasladado posteriormente a la 129
3 Bon Henri Vuillemin- Franceses Trasladado posteriormente a la XIV
4 Bon Miskiewicz Palafox – Polacos

XIV BRIGADA
1 Bon Nuevas Naciones Trasladado posteriormente al Commune de Paris
2 Bon Domingo Germinal – Españoles Anarquistas
3 Bon Henri Barbusse- Franceses
4 bon Pierre Brachet – Franceses

XV BRIGADA
1 Bon Dimitrov Yusgoslavos trasladado posteriormente a la 150 como 3º bon y despues a la XIII
2 Bon Britanicos
3 Bon Lincoln, Washington, Mackenzie-Papineau- Estadounidense, Canadienses
4 Bon 6 de Febrero- Franceses trasladado posteriormente a la XIV

150 BRIGADA

formada en Junio Julio de 1937
1 Bon Rakosi – Hungaros

129 BRIGADA
1 Bon Magaryk- checoslovacos adscrito a la 45 Division
2 Bon Dayachovitch- Bulgaros
3 Bon Dimitrov- Balcanicos

*****

“Cuando pasen los años y las heridas de la guerra se hayan restañado, hablad a vuestros hijos de las Brigadas Internacionales. Decidles cómo estos hombres lo abandonaron todo y vinieron aquí y nos dijeron: estamos aquí porque la causa de España es la nuestra. Millares de ellos se quedarán en tierra española. Podéis iros con orgullo pues sois historia, sois leyenda. Sois el ejemplo heroico de la solidaridad y universalidad de la democracia. No os olvidaremos, y cuando el olivo de la paz eche de nuevo sus hojas ¡volved! (La Pasionaria en la despedida a las Brigadas Internacionales. Barcelona noviembre 1938)

*****

*****

Para todos aquellos que dudan de nuestra labor, para los que no encuentran motivos para recordar la historia, para todos los que la queremos recuperar; y sobre todo, para aquellos que no nos la podrán contar nunca, porque fueron los protagonistas de la misma. En este apartado no he incluido imagen alguna, porque los relatos son lo importante y todos nos podemos imaginar el terror, el dolor, el miedo, la barbarie sin neesidad e recrearnos en ella.

HISTORIAS DE LA GUERRA CIVIL I:

Las alarmas podían durar horas y cuando los aviones se retiraban, las sirenas anunciaban el fin del peligro y podíamos dejar los refugios. Todos salíamos a la calle como sonámbulos, intentando acostumbrar a los ojos en la luz, con el vértigo del miedo que habíamos pasado allí dentro. Y al salir había que volver a casa, esperando que todavía fuera de pie, y buscar a los parientes y a los vecinos para comprobar que todavía eran vivos. Por mucho que se lo explique o que lo haya visto en el cine o en la televisión, el espectáculo de las casas hundidas, reventadas, es impresionante, todo el poder de la fuerza de destrucción del hombre lanzado sobre una población indefensa que cada vez más sufría la angustia de su vulnerabilidad y el hecho que sus tropas, aquellos que los defendían, iban perdiendo la guerra en el campo de batalla. En un de los bombardeos, una bomba cayó a casa de los tíos. El tío, la prima mayor y sus abuelos murieron una noche en que ni tan solos tuvieron tiempo de correr a los refugios. Dolor y más dolor, a la tragedia de mi madre se añadía ahora la de su hermana, ambas viudas, con una hija pequeña y sin recursos…

Fuente: Gloria Munilla (UOC-Universitat Oberta de Catalunya).

Mi padre estaba a punto de licenciarse de la “mili” (por entonces duraba tres años) creo que le quedaban un par de meses o así, cuando estalló el mal llamado “alzamiento nacional” y a los tres años de servicio militar, le tuvo que añadir los algo más de tres años de guerra. Él nunca se había metido en política, por lo tanto, no tenía preferencias por ningún bando, aunque simpatizaba con la República y con el PSOE; para él fue lo más natural hacer la guerra junto al régimen establecido y defender la legalidad vigente por entonces. Además no había otro remedio: era militar en la zona republicana.

Uno de los primeros frentes más sangrientos tuvo lugar en Extremadura. A unos kms; de Zalamea existe un alto (creo recordar que se llama Monte Quemado) desde el cual se domina una gran llanura, al sur, por donde avanzaban las tropas sublevadas, procedentes Sevilla. Mi padre, que era teniente, emplazó en una hendidura de la cresta del cerro cinco unidades de ametralladoras y consiguieron mantenerles a raya durante mucho tiempo; sin embargo, las fuerzas fascistas, mejor equipadas, avanzaban poco a poco y consiguieron desbordarles por los flancos. Los nidos de ametralladoras mandados por mi padre conseguían resistir, hasta que un avión apareció de repente y descargó con generosidad su mortífero cargamento.

Fue un desastre: la mayoría murió despedazado y mi padre cayó gravemente herido con metralla por todo el cuerpo y desgarros muy profundos, provocados por las esquirlas de las rocas. El impacto más grave lo tenía en la cabeza y le destrozó el pómulo izquierdo, la sien y la mandíbula. No perdió el conocimiento y recordaba cómo los camilleros le llevaban como podían, casi a rastras, por la vertiente amiga del cerro, mientras las bombas estallaban a su alrededor, provocando nubes de polvo y proyectando sobre ellos piedras y tierra. Se salvó porque no había llegado aún su hora, pero las heridas eran verdaderamente feas.

Lo llevaron al Hospital de Cabeza de Buey, pero a los pocos días lo tuvieron que evacuar, ya que el enemigo avanzaba casi sin recibir resistencia.
Lo ingresaron en el hospital de Lorca de Murcia y allí estuvo convaleciente, hasta que los fascistas conquistaron la ciudad y lo ingresaron en un campo de concentración. Allí estuvo pasando muchas penurias y viendo cómo rondaba la muerte a su alrededor. Todos los días “ajusticiaban” a muchos y los malos tratos y torturas era lo más normal.

Recordaba que, como estaban mal alimentados y pasaban hambre, se arriesgaban por la noche a traspasar los alambres de espino y aprovisionarse de naranjas de un huerto colindante. Por lo visto el propietario se quejó a las autoridades del campo y, una de aquellas noches, cuando estaban cogiendo naranjas, les enfocaron con potentes reflectores y, sin mediar palabra, los ametrallaron a discreción. Cayeron como moscas.

Antes de que le apresaran, mi padre iba mejorando de sus heridas y, junto a otros compañeros, salía del hospital para pasear y tomar unos “chatos” de vino en una taberna cercana. Como allí estuvieron varios meses, se hicieron amigos del dueño y mataban el tiempo charlando sobre las noticias que llegaban del frete. Un buen día, vieron aparecer en la taberna un individuo al que mi padre y varios compañeros, que también eran de Jaén, conocían. El tipo era conocido como un fascista irredento, perteneciente a una familia importante. La situación fue muy violenta, pero ese individuo logró convencerlos de que se había pasado de bando y ahora era un leal colaborador de la república. Tenía todos los documentos en regla y, además, un suboficial que iba con él, conocido de mi padre y de toda confianza, corroboró las explicaciones del tipo.

Las cosas quedaron así y desde entonces se veían con frecuencia. En realidad aquel facha era un espía del enemigo, pero no había pruebas de que así fuese. Pasó el tiempo y un día fue mi padre a la taberna en la que había quedado con sus compañeros, pero vio que no estaban. El tabernero le dijo que habían estado allí, pero que también había acudido el individuo de esta historia y que le daba mala espina: se lo habían llevado a la fuerza por la rambla arriba, en lo que parecía ser un “paseíllo”.

Mi padre salió corriendo y al fin los encontró: el traidor estaba de rodillas llorando y suplicando por su vida, mientras varios de los compañeros de mi padre le encañonaban.
Mi padre les dio el alto y, no sin trabajo, se impuso por su graduación y le salvó la vida. Lo entregaron a las autoridades y a los pocos días el tipo estaba suelto, paseándose ufano y proclamando a todo el que le quisiera oír dos cosas: que él era leal con la República y que le agradecía al teniente Labella que le hubiese salvado la vida. Sólo deseaba tener la ocasión de poder devolverle el favor.

Unos días antes de que las tropas franquistas entraran en Lorca, el individuo desapareció.

La guerra acabó y mi padre seguía en el campo de concentración pudriéndose junto a los demás, famélico, expuesto a enfermedades contagiosas y comido de piojos y chinches. Las torturas, fusilamientos y asesinatos se generalizaron y los vencedores, demostrando su gran sentido de los valores cristianos que tanto cacareaban, limpiaban España de rojos, masones, gitanos, afeminados, judíos… etc.

Había una forma de salir de allí: si alguien del régimen podía atestiguar que un preso no tenía “delitos de sangre”, lo liberaban.

Mi padre supo que el traidor al que había salvado la vida, ocupaba en Jaén un importantísimo cargo político y le pidió a mi abuela que hablara con él, que seguro le sacaría de allí. Mi abuela fue a hablar con él, le suplicó, le lloró… todo fue inútil. La respuesta fue que él le estaba muy agradecido, pero que no sabía si mi padre podía tener algún tipo de delito.

No sé cuanto tiempo estuvo en aquel infausto lugar, pero al fin fue liberado y retornó a Jaén, en donde sufrió durante mucho tiempo las arbitrariedades de los vencedores en una guerra que jamás debió producirse.

Fuente: Escrito por Pedro Lamart en su blog.

Enlace: pedrolamart.blogcindario.com/2006/07/00026-testimonio-sobre-la-guerracivil-espanola.html

2 pensamientos en “G.Civil

  1. Buena cronología sobre la guerra civil! Si te gusta este tema, te recomiendo que te des una vuelta por el siguiente blog: lacruelguerra.blogspot.com

    Un saludo y ha seguir así!

    Me gusta

Responder

Por favor, inicia sesión con uno de estos métodos para publicar tu comentario:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s